Search The Query
Search
Image

La caída de la perestroika en Artsaj

El conflicto de Artsaj: antecedentes históricos

Hace 35 años, la población armenia de Artsaj iniciaba el proceso político para la reunificación del enclave con Armenia. Sin embargo, el poder soviético fracasó en llevar por carriles políticos el conflicto y la guerra estalló.

La intervención de Mijail Gorbachov

La muerte de Mijail Gorbachov, el padre de la glasnost (transparencia) y la perestroika (apertura) el pasado 30 de agosto, revivió en la memoria de millones de armenios aquellos años finales de la década del 80 del siglo pasado.

También te puede interesarVerdad incendiada: Esmirna 1922Verdad incendiada: Esmirna 1922

Y un hito imborrable es la etapa moderna del conflicto de Artsaj, un enfrentamiento político, económico y por momentos militar que se remonta a fines del siglo XIX y principios del XX con la masacre de Shushí en 1920, pero que claramente entró en el radar de la geopolítica mundial a partir del pogromo y la masacre de Sumgait en febrero de 1988.

Reclamos y manifestaciones

Por aquellos años, Mijail Gorbachov encabezaba el Presidium del Comité Central del Partido Comunista de la Unión Soviética y era el hombre fuerte de ese país. La autonomía contra natura que el régimen soviético había establecido en Najicheván y Nagorno Karabaj (Artsaj) entre 1921 y 1923 a instancias del Comisario del Pueblo para las Nacionalidades, territorios armenios y de población armenia pero puestos bajo soberanía de Azerbaiyán, quedó latente durante más de medio siglo.

En febrero de 1988, unas 8000 personas realizaron una demostración en Stepanakert, capital de Artsaj, solicitando la reunificación con Armenia. Ya había nacido el Movimiento Karabaj y el poder soviético y Mijail Gorbachov seguían sin atender el reclamo de los armenios.

También te puede interesarAutores del incendio de Esmirna: ¿quiénes fueron?Autores del incendio de Esmirna: ¿quiénes fueron?

La armenofobia y la falta de respuesta

En ese mismo mes, tuvieron lugar las persecuciones y matanzas de Sumgait, una verdadera caza de brujas que dejó un saldo de 32 armenios asesinados a hachazos y machetazos. Moscú debió intervenir llamando a la pacificación y al diálogo a las dos repúblicas.

Gorbachov se mostraba a favor de resolver el problema por medios políticos y declaraba inaceptable cualquier cambio de fronteras, abogando por mejorar la situación en Nagorno Karabaj. Sin embargo, la falta de respuesta concreta exacerbó las tensiones en la región.

La hora de las negociaciones y la falta de entendimiento

En mayo de 1988, el Politburó decidió intervenir en «cuestiones tácticas» en el conflicto de Karabaj, incluido el reemplazo de líderes locales del partido y el envío de miembros del Politburó directamente a las repúblicas para tener una idea de la situación. Sin embargo, la falta de entendimiento entre los representantes enviados y la falta de acción concreta contribuyeron al deterioro de la situación en la región.

También te puede interesar2804 años de historia en Ereván, una de las ciudades más antiguas del mundo2804 años de historia en Ereván, una de las ciudades más antiguas del mundo

El conflicto de Artsaj entraba en un callejón sin salida y estaba a las puertas de un conflicto armado, sin que se encontrara una solución pacífica a la demanda de reunificación por parte de los armenios.

Más publicaciones

Deje su comentario